Por favor! Sujeta bien la copa

Por favor! Sujeta bien la copa

Brindis Obama-MerkelLas copas de
vino se sujetan por el tallo, es decir, por esa especie de mástil delgado que une la base (o pie) con el cáliz, donde reposa el líquido. Y no es cuestión de sibaritismo.

Para apreciar bien un vino, hay que hacerlo a su temperatura óptima de consumo, sin calentarlo envolviéndolo con los dedos. Además, por una simple cuestión estética, un cáliz “decorado” con la grasilla de las manos o con un mosaico de huellas dactilares queda bastante cutre. A todo ello hay que sumarle, en comidas o cenas formales, las normas de etiqueta, que exigen no comportarse como lo haría uno en la barra del bar de su barrio. Pues bien, ha llegado el momento de denunciar la actitud a este respecto del presidente de Estados Unidos, aun a riesgo de desencadenar una crisis diplomática. Alguien tenía que hacerlo.

Los ejemplos son, por desgracia, tan numerosos que no queda lugar a dudas: Barack Obama no sujeta bien una copa de vino ni de casualidad, con independencia del mandatario que tenga delante. Observen, por ejemplo, el contraste entre la sonrisa de la canciller alemana, Angela Merkel, y la pesadumbre del líder estadounidense, consciente de su metedura de pata:

En la siguiente imagen, el expresidente de Chile, Nicolás Piñera, es el único que sujeta correctamente la copa, como corresponde al representante de un país que aspira a convertirse en potencia vinícola mundial.

Expresidente de Chile, Nicolás Piñera con los Obama

El presidente de China, Xi Jinping, parece mosqueado en esta foto, como si estuviera pensando: “¿Por qué Obama maltrata así el vino? ¿Será una maniobra de distracción?”.

Obama y  Xi Jinping,

Más interesante aún sería saber lo que pensaba aquí Isabel II. ¿Comprueba al trasluz la limpidez de su vino o intenta evitar el brindis con esa sonrisa de circunstancias?

Obama y La Reina Isabel II

Tampoco una emperatriz, la de Japón, consigue, con su ejemplo, que el bueno de Barack haga lo que debe con la copa:

Obama y los emperadores de Japón

Pocos sitios hay donde el protocolo, la etiqueta y la diplomacia sean más importantes que en Naciones Unidas. Su secretario general, Ban Ki-Moon, y el rey de España brindan cumpliendo las normas. Felipe VI, quizá abochornado, intenta escaquearse de la foto.

Obama Felipe VI

El primer ministro ruso, Dmitri Medvedev, no es quién para dar lecciones de democracia al presidente de Estados Unidos, pero sí de otra cosita:

Dimitri Medvedev Obama

 


Ocurre que, en ocasiones, Obama contagia su forma de abrazar las copas a sus interlocutores. Es el caso del presidente de Filipinas, Benigno Aquino III…

Obama y el presidente de Filipinas, Benigno Aquino III

… y del expresidente de Israel, Simon Peres:

Obama y Simón Peres

Pero lo que no esperábamos es que fuera capaz de hacerlo con el mismísimo presidente de Francia. ¡Hollande, tú nooooooooo!

Brindis Obama-Holland

Terminamos con una foto un poco borrosa, pero de inexcusable inclusión en este friki-recopilatorio por la capacidad del presidente senegalés, Macky Sall, para expresar, a un tiempo, horror, disgusto y tristeza.

El presidente senegalés, Macky Sall y Obama

RAFA COLOMA. MALDITA FILOXERA

Deja un comentario